miércoles, 11 de febrero de 2009

Oliver Rappoport y Luciano Berio

El lunes salí a comer algo y más tarde me fui a tomar un café a una cafetería algo alejada del trabajo para trabajar mis piernas mudas. Leí el periódico sin prisa. Sin prisa. De repente me entró una prisa extraña para que el día terminara y me llevara a las 19.30 de la tarde. Había un cocierto en el Auditorio del Reina Sofía. Berio. Música experimental no serial de la postguerra... Luciano Berio entre otros tantos que no conocía. Pero Berio me removió por dentro. Berio. Tengo cintas de cassette con la voz de la que fue su mujer, Cathy Berberian, con sus Sequenzas, sus Folk Songs... En fin que sólo la palabra Berio revolvió mis piernas. Mis tendones echaron a andar hasta hacia adelante con la única meta de que llegara la hora. Quería contarle al mundo entero que me acompañara a ver a Berio. Y más particularmente tendría que convencer a S. para que me acompañara después del día intenso de domingo viendo carne de Bacon. No me costó mucho, es cierto, tan sólo decírselo por teléfono cuando venía a buscarme al trabajo, porque últimamente me repite "si a ti te hace feliz, a mí también...", como décía una escena de no sé qué película reciente. Y sé que fue al principio es todo un sacrificio porque andar levantada desde las 5 de la mañana y trabajar una larga jornada de trabajo manual te deja con la fuerza justa para que acabe el día. Lentamente. Una vez allí, me emocioné como aquella niña que hacía ya siglos descrubrió a Berio en Radio Clásica. Sus Folk Songs para mezzosoprano y siete instrumentos. S. por supuesto, no se arrepintió. Aunque de vuelta se nos cayeran los párpados pesados como juicios (me encanta este verso de Benedetti).
En el programa de mano algo me espeluznó por dentro. Un joven compositor que se estrenaba en ese mismo auditorio. Oliver Rappoport. Dios mío. Sus Reflejos del silencio me inundaron por dentro y por fuera. Le gusta apagar la luz en sus puestas en escena y realmente la apaga con su música. Magnífico. Profundizaré sin duda. Me encantó es decir tan poco... Mancillamos S. y yo el programa con nuestras letras. Nuestras conversaciones mudas. Lo que nos movía por dentro esa música.

Os dejo algo de Rappoport, me ha sido imposible conseguir el Reflejo del silencio y la maravillosa canción última de Berio. Azerbaijan love song, una de mis preferidas, sin duda, por la que fui a escuchar a Berio y a descubrir a Rappoport, y cantada por la magnífica mezzosoprano Gudrún Ólafsdóttir, la cual, tras su actuación, se vino a sentar justo delante de S. y de mí. Ay, qué emoción por todos lados...

Azerbaijan love song




* Subid el volumen todo lo que resistan vuestros oídos...

Love is like an oven.
Once it's on it makes any kind of food.
But when the flame goes out
Nothing happens any more.


Da maesden bil de maenaes
di dilamnanai ai nainiai

go shadaemae hey ma naemaes yar
go shadaemae hey ma naemaes
sen ordan chaexman boordan
tcholoxae mae dish ma naemaes yar
tcholoxae mae dish ma naemaes
kaezbe li nintché dirai nintché
lebleri gontchae derai gontchae
kaezbe linini je deri nintché
lebleri gontcha de le gontcha

na plitye korshis sva doi
ax kroo gomshoo nyaka mae shi
ax pastoi xanaem pastoi
jar doo shi ma nie patooshi

go shadaemae hey ma naemaes yar
go shadaemae hey ma naemaes
sen ordan chaexman boordan
tcholoxae mae dish ma naemaes yar
tcholoxae mae dish ma naemaes
kaezbe li nintché dirai nintché
lebleri gontchae derai gontchae

nie didj dom ik diridit
boost ni dietz stayoo zaxadit
ootch to boodit ai palam
syora die limtchésti snova papalam


Algunas de las restantes Folk Song por la magnífica Cathy Berberian. la Azerbaya Love Song está en el minuto 7.30 (que fue justo la hora en la que fui a escuchar a Berio). ES MAGNÍFICA LA BERBERIAN



Senderos de Rappoport

3 comentarios:

La terapia de Rafaela dijo...

A mi la música experimental... me deja un poco sin ganas de ir. Aunque a veces voy al auditorio, prefiero piezas más clásicas. Reconozco que tu recomendación muy apropiada
bss

tournesols dijo...

La piel de gallina, esta vez te agradezco el descubrimiento yo a ti. Mucho.

(¿qué días estarás/estaréis por el Festival?)

*

Nuria dijo...

Laura, llegaremos el viernes tempranito, nos vamos el domingo después de comer. Nos veremos verdad???